O'Neill Institute  |  March 29, 2019

Read the Publication

El caso guarda relación con el desconocimiento de los derechos territoriales de todas las comunidades indígenas de los pueblos Wichi (Mataco), Iyjwaja (Chorote), Komlek (Toba), Niwackle (Chulupí) y Tapy’y (Tapiete) que habitan los ex Lotes Fiscales 55 y 14 del Departamento de Rivadavia, en la provincia argentina de Salta. Los referidos pueblos indígenas habitan la región del Chaco argentino desde tiempos inmemoriales. Sus integrantes preservan su modo de vida ancestral nómada, dedicado a la cacería y recolecta de alimentos, así como sus prácticas culturales y conocimiento ancestral sobre el relacionamiento con la tierra y la naturaleza de la región. En 1991, los integrantes de las referidas comunidades, cuyos integrantes son las presuntas víctimas en el caso bajo conocimiento de la Corte IDH, decidieron institucionalizar su lucha a través de la conformación de la Asociación de Comunidades Aborígenes Lhaka Honhat.

Read the amicus curiae here.

Issues

Human Rights

Related Initiatives

Healthy Families